Se presentó el facelift del Kia Soul. Es una puesta al día sobre la segunda generación, para eso de mantenerse competitivos. Se anuncian mejoras estéticas y también de equipamiento, pero en el camino se eliminó de la gama el Kia Soul con motor turbo. Su disponibilidad en Panamá está por verse.

 

 

Esto es lo que cambia

El nuevo Kia Soul se diferencia del anterior con un nuevo frontal, donde estrena parrilla cromada y una nueva firma lumínica. Así mismo, llegará a las vitrinas con ligeros ajustes de diseño en la parte trasera, nuevos rines y dos nuevos colores para la carrocería, Clear White y Surf Blue.

 

Dentro de las mejoras de equipamiento, se anuncia que el paquete de ayudas a la conducción DriveWise estará disponible en todas las versiones. Incluye entre otras cosas frenado autónomo de emergencia, asistente de carril, luces altas automáticas y alertas para el conductor.

 

Ahora solo con motor 2.0 litros

A nivel mecánico, Kia decidió eliminar la opción con motor turbo que se ofrecía antes, un tren motriz compartido con el Hyundai Kona turbo panameño. Ahora en Estados Unidos únicamente podrá comprarse con el conocido 2.0 litros atmosférico y de cuatro cilindros con 147 hp y 132 lb-pie de torque, asociado a una caja de tipo CVT y tracción delantera.

 

Las últimas versiones del Kia Soul panameño llevan bajo el capo un motor 1.6 litros atmosférico de cuatro cilindros, con 120 hp y 111 lb-pie.

 

Su continuidad en Panamá está por verse

El Kia Soul continúa fabricándose en Corea del Sur, mercado donde dicho sea de paso, ya no se le puede comprar, debido a las bajas ventas y la competencia del Kia Seltos.

 

La marca ha vendido en Panamá todas las generaciones del Soul (incluida su versión 100 % eléctrica), pero desde hace algunos meses lo dio de baja de su cotizador y no sabemos si regresará.

 

 

Galería: Kia Soul 2023

 

Publicidad – continúa abajo