Luego de desvelar el nuevo Range Rover el año pasado, era cuestión de tiempo para que llegará el nuevo Range Rover Sport. Del modelo más grande recibe su oferta mecánica compuesta por motores mild hybrid, híbridos enchufables y un V8. Así mismo, se confirma una versión 100 % eléctrica para 2024.

 

 

Diseño limpio y elegante

El nuevo Range Rover Sport sigue los lineamientos de diseño del modelo en el que está basado, aunque dispone de detalles propios, como por ejemplo la disposición de las luces traseras, un parabrisas más inclinado y su caída del techo es más pronunciada. Además, se mejoró en un 15 % su coeficiente aerodinámico.

 

Su plataforma es la MLA Flex de Jaguar Land Rover, con la que se promete un andar más cómodo dentro y fuera del asfalto, y también se hace énfasis en un aumentó de 35 % de su rigidez torsional.

 

Pasando al habitáculo, esta nueva generación solo podrá configurarse en versión para cinco pasajeros, lo que para bien o para mal termina incrementando el espacio de carga en el maletero hasta los 835 litros. A nivel diseño, también sigue los lineamientos del Range Rover y dispone de un nivel de personalización acorde al precio.

 

Podemos destacar un enorme clúster de instrumentos digital, acompañado de una pantalla multimedia con un diseño curvo y controles hápticos. Por supuesto, tiene soporte también para los sistemas Apple CarPlay y Android Auto, además de Amazon Alexa. En cuanto a seguridad, tiene la cantidad apropiada de bolsas de aire y asistencias ADAS de primer mundo.

 

Amplia oferta de motores

La oferta mecánica global se compone por 8 opciones, incluyendo motores diésel, gasolina y asistidos por sistemas eléctricos. Todos los modelos se manejan a través de una transmisión automática de 8 velocidades firmada por ZF, acoplada a un sistema de tracción total inteligente capaz de bloquear el diferencial central y el trasero.

 

La suspensión neumática adaptativa también está disponible en todos los modelos, apoyados por el sistema Terrain Response de última generación, que modifica la presión de las cámaras de aire, para ofrecer la comodidad y firmeza necesaria según el terreno.

 

En los D250, D300 y D350, la potencia proviene de un motor turbodiésel de 3.0 litros y seis cilindros en línea, capaz de entregar 245 hp y 442 lb-pie, 296 hp y 479 lb-pie o 345 hp y 516 lb-pie. Cada uno de ellos asociados un sistema híbrido ligero (mild hybrid) de 48 V.

 

Por otro lado, la oferta de motores a gasolina integra los P360, P400 y P530. Los dos primeros están potenciados por un motor 3.0 litros de seis cilindros en línea turbo, apoyados también por un sistema híbrido ligero de 48 V con potencias de 355 hp y 369 lb-pie o 394 hp y 406 lb-pie.

 

 

El modelo más prestacional P530, esconde bajo el capó un motor 4.4 litros V8 twin-turbo de origen BMW, desarrollando 523 hp y 553 lb-pie. Con este motor, el nuevo Range Rover Sport puede acelerar de 0 a 100 km/h en 4.5 segundos.

 

Por último, están los híbridos enchufables P510e y P440e, tomando como base el motor 3.0 litros de seis cilindros turbo en línea con potencias de 503 hp y 516 lb-pie o 434 hp y 457 lb-pie. Se habla de una autonomía de más de 80 km por carga, gracias a una batería de 38.2 kWh.

 

Disponibilidad

Los nuevos Range Rover 2023 empezarán su vida comercial en el transcurso del año en curso. La producción tiene lugar en Reino Unido y su precio de entrada en Estados Unidos inicia en los 84,350 dólares y puede llegar hasta los 122,850 dólares.

 

Range Rover tiene presencia en Panamá, por lo que deberían llegar también este mismo año.

 

Archivo para descargar: Nota de prensa.

 

 

Galería: Range Rover 2023